jueves, 25 de septiembre de 2008

RTVE, un pasito para adelante, un pasito para atrás

En los últimos días tengo sentimientos encontrados hacia RTVE, principalmente hacia su vertiente televisiva. Por un lado no dejo de pensar que abusan del dinero de los contribuyentes, pero otras veces me gusta lo que hacen con él.

Empecemos por lo menos bueno. 600 millones es el dinero presupuestado para RTVE durante el año que viene. Pensemos un poco más en la cifra, porque es más que en el pasado: 600 millones de euros. Casi 7 veces la monstruosidad que el Real Madrid quería pagar por Cristiano Ronaldo. 600 millones....

¿Para qué? ¿Para que paguen precios fuera de mercado por la Champions League? ¿Para que compren una serie increíblemente buena como Lost para destrozarla con alevosía? ¿Para ofercernos un telediario igual al de las otras cadenas?

Resulta que ahora la televisión pública va a reducir sus pausas publicitarias a 9 minutos, desde los 11 que ha usado hasta ahora. Una reducción que repercute positiva y directamente sobre las cadenas privadas, que ahora disponen de más pedazos de tarta publicitaria para repartirse. Pero si esa pérdida de recursos se va a compensar con dinero público, no veo claro el modelo. Si la televisión pública ha de tener su foco en el pueblo y ese mismo debe ser su objetivo último, ¿por qué requiere más de él?

Por otro lado, parte de ese dinero se ha usado para producir y emitir la nueva serie de Álex de la Iglesia, Plutón BRB Nero. Más allá de la calidad del contenido, lo realmente llamativo de esta serie de humor espacial, es la campaña de marketing e interacción con los consumidores desarrollada, así como su distribución.

Álex de la Iglesia ha mantenido un blog desde hace meses en el que se ha mantenido en contacto con los potenciales consumidores de su producto. Les ha alimentado con noticias y ha escuchado sus reacciones, se ha mantenido cerca de ellos. Y no sólo en el pasado, una vez estrenada la serie, Álex les está preguntando qué les ha parecido, qué mantendrían, qué cambiarían, cuáles son sus personajes favoritos, etc. Además, y para aquellos que no pudieron disfrutar del programa ayer, el capítulo entero se encuentra en la web de RTVE, para su consumo en cualquier momento.

Está claro que RTVE no busca hacer dinero con esta serie (no recuerdo pausas publicitarias interrumpiendo el programa), sino que busca experimentar y dar oportunidades a otros modelos. Para eso sí que sirve la televisión pública, para adentrarse en aquellos terrenos con los que las inversiones privadas no se atreven. Aunque quizá 600 millones de euros son demasiados para eso, con la falta que hay en otros servicios básicos en nuestro país....

2 comentarios:

Jose Ignacio Hita Barraza dijo...

¿Reducir la publicidad? Tendrían directamente que eliminarla, cero minutos, teniendo en cuenta el pastón que pagamos, la televisión PÚBLICA no tendría que tener nada de publicidad como pasa en otros países, países serios, claro...

Alejandro Cordón dijo...

Totalmente de acuerdo, pero ¿quién ha dicho que España sea un país serio?

La televisión pública es un robo, pero tan solo uno más de los que se dan en nuestro país bajo la legalidad...