martes, 16 de noviembre de 2010

Trabajar gratis

Hace unos días, la presidenta de la Fundación Firefox pasó por Madrid donde estuvo explicando cual es la visión de esta ¿compañía?, sobre la internet del futuro, su extensión a las redes móviles, la neutralidad, y todos los tópicos del arsenal internetero.

Habló también de como funcionan ellos y de como una serie de informáticos trabajan gratis para que todos los ciudadanos del mundo mundial podamos gozar de sus estupendos productos gratis total.

La verdad es que cada vez soy mas escéptico respecto a la filantropía que parece estar detrás de internet, y me cuesta creer que gente que tiene que comer cada día y pagar la hipoteca y el colegio de los niños, regale su tiempo y su conocimiento por el bien de la humanidad.

Y aún así, me pregunto una vez mas si esto es sano, es decir si estamos en un sistema de libre competencia, ¿como se puede admitir que compitan productos de pago con productos gratuitos?

Me han explicado muchas veces lo de los modelos de negocio nuevos, y lo de la larga cola y todas esas cosas, pero, ¿quien está detrás de todo esto?

Las compañías telefónicas se resisten como gato panza arriba a permitir que la filosofía del todo gratis contamine sus negocios de internet móvil, y francamente creo que tienen razón, ya que sin incentivos para invertir no hay desarrollo.

En la red fija hemos llegado a un punto en que parece que solo la iniciativa pública, es decir los impuestos, pueden financiar las nuevas redes, y no se si la actual idea de permitir distintas velocidades, va ser suficiente para devolver la vitalidad a un sector que no se mueve desde hace años.

Hay una enorme contradicción entre el capitalismo libertario que domina en el mundo internet y el capitalismo clásico de las operadoras y las compañías de informática.

Los nazis creían que detrás de la crisis del 29, la gran depresión y su propia hiperinflación, estaba una conspiración de los "sabios de Siom", o sea de unos judíos muy viejos y malévolos, así que me resisto a caer en tramas conspiratorias, pero, ¿quien anda por ahí, en el gran océano de los bits?

Y ¿quienes son esos filantrópicos programadores del Firefox?

¿De que viven?

4 comentarios:

Javier Lecanda dijo...

Hay que tener cuidado, porque el hecho de que gente trabaje gratis para desarrollar Firefox (como sucede con Linux y muchas otras aplicaciones), no significa que no obtengan ningún beneficio.
Por lo general, esta gente se beneficia al ser expertos de la aplicación, y así poder después vender servicios de consultoría relacionados. Quién mejor que un desarrollador de Firefox para que te ayude a ajustar tu página a que funcione bien con el navegador o a evitar problemas de seguridad, etc.

Entiendo que esto es un choque de culturas muy fuerte con las operadoras, pero no va a evitar que gente siga haciendo cosas "gratis".

Saludos,

Alejandro Cordón dijo...

Efectivamente, la fundación Mozilla, al igual que la fundación Wikimedia (responsable de la Wikipedia), son organizaciones sin ánimo de lucro que no cobran por sus productos, sino que se mantienen a base de donaciones.

La gente que trabaja en ella tampoco cobra y dedica su tiempo libre a este tipo de iniciativas, al igual que hay otras personas que salen a jugar al fútbol o colaboran con ONGs.

La sociedad digital ha echado a bajo las barreras para el desarrollo de proyectos basados en Internet, que ya no requieren una gran maquinaria detrás. Conocimiento y dedicación son suficientes.

Si a eso le sumamos el efecto del crowdsourcing, mediante el cual el resto de miembros de la comunidad de usuario aporta su granito de arena, el resultado puede ser bastante bueno.

No olvidemos que tanto el Firefox como la Wikipedia son los éxitos de dos fundaciones con más productos lanzados. De entre muchísimas fundaciones. No es fácil llegar a donde han llegado. Otros muchos tienen un impacto mínimo en la sociedad.

De hecho, en cuanto una empresa privada compite contra ellos de manera seria, tienen po cas posibilidades de ganar.En concreto, Firefox competía contra un Internet Explorer cuyo único activo era venir instalado de serie con el Windows. En cuanto ha llegado Google Chrome le ha restado cuota de mercado...

Es otra forma de "dar", frente a una sociedad más enfocada a "ganar".

Antonio Cordón dijo...

No me creo mucho lo de la filantropía.

Lo siento.

La CIA y sus equivalentes en otros países han financiado a lo largo del tiempo múltiples actividades aparentemente artísticas o científicas.

La pintura abstracta o la música llamada contemporánea, no existirían sin esas financiaciones.

Me parece que en el mundo internet hay muchas cosas que explicar, y que investigar.

No es una acusación a esas aparentemente inmaculadas fundaciones.

Es que a mi me pasa como a los del Vaticano: cuando la santidad se manifiesta, buscan al demonio detrás.

RaM dijo...

Al igual que ocurre con el desarrollo del kernel de Linux, una parte significativa del desarrollo de Mozilla y algunas otras aplicaciones la llevan a cabo ingenieros contratados específicamente para este fin por IBM, Google, Oracle...

Es una táctica que les ha servido para múltiples cosas como darle caña a MS entre todos, ganar peso para el desarrollo o "imposición" de determinados estándares, etc.

Yo tampoco termino de creer en la filantropía 100%.