miércoles, 26 de marzo de 2008

Liberty Valance

El maestro John Ford dirigió muchas películas sobre el salvaje oeste. Algunas sobre el crepúsculo de la epoca dorada en que el hombre fué libre por última vez, es decir mientras se marchaba hacia el oeste.

En las grandes praderas, montañas y desiertos, los hombres que se aventuraban mas allá de la línea de la civilización, eran libres como lo habían sido sus antepasados 10000 años atrás. Antes de las ciudades y de los cultivos. Viviendo sobre el terreno. Sin ley. Sin orden.

Una vida feliz, si no fuera por los bandidos, por los que imponían la ley del mas fuerte.

John Ford situó en la etapa crepuscular de esa época maravillosa, e irrepetible, una de sus mejores peliculas, "El hombre que mató a Liberty Valance". Una obra en la que se trata de como hay que poner fin a un determinado estado de cosas, para que el mundo pueda seguir su camino de progreso.

Como sucede en la red hoy, los bandidos menudeaban.

Solo si eras John Wayne, podías ser libre y a la vez defenderte de los bandidos.

Pero claro, no todos eran John Wayne, así que cuando aparecía Liberty Valance, es decir un hombre violento y sin escrúpulos, mejor no cruzarte con él. Pero, ¿y si te cruzabas?

La situación de la red hoy se parece mucho al salvaje oeste.

Es un territorio de libertad, pero también de desorden y de abusos.

Y llega un momento en que el incremento de la población lleva al territorio a gentes que no son como John Wayne, y no tienen capacidad de defenderse.

Al igual que en la ciudad que atemorizaba Liberty Valance, hoy en la red ya hay demasiadas personas que quieren, que necesitan orden.

El tiempo de los Liberty Valance y de los John Wayne está terminando, y llega el tiempo de los abogados, como el que interpreta James Stewart en la película, que no puede oponerse al malo fisicamente, como hubiera hecho el bueno de John Wayne, sino con leyes y con orden.

También en la red el tiempo de los surferos del software está acabando. Tiene que acabar para que la gente normal pueda vivir en la red.

Ha sido un tiempo de maravillosa libertad pero ahora tiene que venir la ley y el orden, para que la red pueda ser un territorio civilizado. Con la ley y el orden vendrá el progreso y la riqueza.

También aquí John Wayne tendrá que matar a Liberty Valance, pero de forma que parezca que quien lo ha matado ha sido el jóven abogado que representa el futuro.

Después el viejo héroe tendrá que retirarse, y dejar que sea el abogado el que se case con la chica de la que está enamorado.

Su tiempo ha pasado.

El tiempo del todo gratis , y del voy a donde quiero, también está pasando.

2 comentarios:

Javier Lecanda dijo...

Buen post, me parece un comentario muy atinado...
Al principio Internet era ese lugar completamente libre, del cual unos cuantos se hicieron muy, muy ricos. Cada vez empiezan a haber más restricciones y más controles y poco a poco habrá una red más evolucionada que efectivamente pueda ser disfrutada por todos, y que enriquezca a todos.

Un saludo!

Alejandro Cordón dijo...

Bueno, está claro que mi padre escribe mejor que yo ;-)

Tenía un post preparado pero creo que lo publicaré ya mañana, para no quitarle su momento :-P

En cuento al punto que trata, sí que estoy de acuerdo que, si se quiere hacer accesible de verdad la red a la gran mayoría de la población, tiene que ser un sitio mucho más "seguro" y "sencillo" (nótense las comillas)